El verano es la época del año más esperada para muchos pero, las altas temperaturas y el sol presentan muchos problemas para nuestra piel.


Nuestra piel necesita atención y cuidados para que no resulte dañada pero, debes saber que estos cuidados se acentúan en verano. La protección solar, junto con la hidratación y una alimentación adecuada, son especialmente importantes. Descubre cómo cuidar y proteger tu piel adecuadamente.

Usa protector solar

A estas alturas, la mayoría de nosotros tenemos clara la importancia de aplicarnos protector solar cuando vamos a la playa para proteger nuestra piel.  La crema del sol no debe acompañarnos únicamente a la playa, sino siempre que vayamos a estar expuestos al sol. No importa si vamos a una terraza a tomar algo, si estamos de turismo o haciendo deporte, es recomendable que apliquemos crema de protección solar.

Además, es recomendable que utilicemos protectores específicos para piel y labios. Si nos vamos a maquillar, podemos utilizar el protector antes del maquillaje o comprar maquillajes que contengan protección solar.

Limpia, exfolia e hidrata tu piel

Si hay una época en la que es importante limpiar bien nuestra piel, exfoliar para asegurarnos de eliminar las células muertas e hidratarla bien, esa es el verano. Es importante utilizar una crema hidratante a base de agua tanto en el rostro como en el cuerpo, esto mantendrá la hidratación en la piel sin que por el calor se genere una película de grasa en la superficie. Esta rutina de belleza te ayudará a tener una piel atractiva y suave. Además, te permitirá mantener un bronceado más equilibrado y bonito.

¡Bebe agua!

En verano tu cuerpo pierde mucha agua debido a la fuerte transpiración; por eso debes intensificar la ingesta de agua y beber entre dos y tres litros de agua para que tu piel esté suficientemente hidratada. Te recomendamos que bebas agua y zumos de fruta naturales aunque no tengas sed y con independencia de la actividad física que realices.

Evita las horas con mayor incidencia solar

Evita estar expuesto al sol en el horario de mayor incidencia. Es decir, entre las 10h y las 17h. Si necesitas salir la calle, hazlo por lugares ventilados y descansa a la sombra. Además, aprovecha para refrescarte en fuentes públicas.

Vigila tu piel

Es importante vigilar el estado de nuestra piel y lunares durante todo el año, pero especialmente en estos meses. Si vemos manchas raras o cambios en el color o textura de nuestra piel y lunares, es importante que acudas a tu médico.

Si necesitas un Seguro de Salud, pincha aquí para empezar buscar un seguro de salud que te ofrezca consultas médicas personalizadas. Si los prefieres, puedes contactar con nosotros directamente llamando al 910 37 43 80 o escribiendo a  info@asegura-salud.com.

Aún no hay comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

¡Calcula tu precio!

Nuestros últimos tweets